El vino de Ernest Hemingway

Ernest Hemingway fue un hombre de pasiones. Le gustaban los buenos vinos, las mujeres fuertes, el boxeo, los toros, la cacería y la aventura. La mezcla de aficiones tan peligrosas le permitió al escritor norteamericano tener una vida llena de aventuras que narró con maestría en crónicas, cuentos y novelas caracterizadas por un estilo conciso…